Mi blog

Carbohidratos en el cuerpo

A pocas personas les disgustan los alimentos azucarados y diversos productos harinosos. Aunque no es ningún secreto que los alimentos ricos en «hidratos de carbono simples» conducen a la acumulación de un exceso de grasa, ¿cómo se puede renunciar a los pasteles y bollos de la abuela? Qué tan dañino o útil es, cuál es el efecto de los carbohidratos en el cuerpo humano – vamos a tratar de entender en este artículo.

Carbohidratos rápidos

Los carbohidratos rápidos incluyen los monosacáridos, o «carbohidratos simples», y los disacáridos, que incluyen dos monosacáridos. Son carbohidratos como:

  • la glucosa;
  • fructosa;
  • la sacarosa;
  • maltosa y otros.

El tipo de carbohidrato rápido más común en los alimentos es la glucosa. ¿Cómo afectan los carbohidratos rápidos al organismo? La glucosa, al igual que otros monosacáridos, es absorbida rápidamente por el organismo y proporciona mucha energía. Pero esta energía se gasta con la misma rapidez, y el exceso de insulina, que asegura la absorción de la glucosa, provoca sensación de hambre.

Carbohidratos lentos

Los carbohidratos lentos, a diferencia de los rápidos, son compuestos más complejos llamados polisacáridos. Los carbohidratos lentos incluyen:

  • Almidón;
  • glucógeno;
  • Celulosa;

Como su nombre indica, los carbohidratos lentos tardan en ser absorbidos por el organismo y proporcionan energía durante más tiempo que los carbohidratos rápidos.

Efectos de los carbohidratos sobre la salud

¿Cómo afectan los carbohidratos al organismo? Los hidratos de carbono son la principal fuente de energía para la actividad física y mental. Además, todos los tipos de hidratos de carbono son necesarios para la división celular ininterrumpida, la fuerza muscular y la dinámica de crecimiento normalizada. Cabe destacar que cuando el cuerpo está saturado de hidratos de carbono, es raro que se coma en exceso y se produzca un letargo después de la comida. La razón es que los carbohidratos son absorbidos rápidamente por el cuerpo, dan un impulso de energía y no requieren mucho tiempo para hacerlo.

La falta de carbohidratos en la dieta hace que el cuerpo descomponga las proteínas, que son más útiles para la recuperación de energía. Las proteínas y los hidratos de carbono tienen valores calóricos relativamente similares.

Beneficios de los carbohidratos

Los alimentos ricos en carbohidratos tienden a tener buen sabor. Para los deportistas, el efecto de los hidratos de carbono en el organismo es indispensable por su contenido energético y su rápida digestión.

Los carbohidratos lentos son más beneficiosos para el cuerpo humano que los rápidos. Proporcionan energía al cuerpo durante mucho tiempo, no se almacenan en forma de grasa y, especialmente importante en caso de diabetes, mantienen los niveles de azúcar en sangre.

Proporcionar energía es el principal efecto de los hidratos de carbono: sólo para el funcionamiento normal del cerebro, la cantidad de azúcar necesaria equivale a 160 gramos al día. Por supuesto, no estamos hablando de la necesidad de consumir azúcares a cucharadas, sino de todos los azúcares que contienen los alimentos.

Daño de los carbohidratos

La peculiaridad de la asimilación de la glucosa y otros monosacáridos por el organismo es tal que la glándula estomacal humana produce insulina para este fin. La insulina convierte los monosacáridos en glucógeno polisacárido, que se almacena en el hígado. Cuando la ingesta de monosacáridos es normal, no causa ningún daño, pero cuando están en exceso en la sangre, la insulina convierte los monosacáridos en ácidos grasos y se depositan como grasa. Por lo general, durante las dietas se eliminan por completo los carbohidratos rápidos de la dieta.

Monosacáridos

Se trata de los compuestos más sencillos que conforman los hidratos de carbono más complejos. Suelen ser sólidos claros y solubles en agua. La mayoría de los hidratos de carbono rápidos son monosacáridos: al ser compuestos de hidratos de carbono simples, el organismo los absorbe rápidamente.

Todos los monosacáridos pueden dividirse en dos grupos principales:

  • Monosacáridos de forma abierta (oxoformo)
  • Monosacáridos cíclicos: pueden retorcerse y cerrarse en anillos, lo que los hace más estables y abundantes.

Polisacáridos

Los polisacáridos son compuestos de hidratos de carbono complejos. Están formados por miles de compuestos monosacáridos. Los polisacáridos se clasifican en tres grupos según sus propiedades útiles:

  • Los polisacáridos estructurales son responsables de la resistencia mecánica de las células, los tejidos y los órganos.
  • Los polisacáridos hidrosolubles impiden que las células y los tejidos se sequen.
  • Polisacáridos de reserva: se acumulan en las células y les suministran monosacáridos cuando los necesitan.

Muchos hidratos de carbono complejos son difíciles de digerir para el cuerpo humano y se denominan «fibras alimentarias». Todavía no se conoce del todo el efecto de la fibra dietética en el cuerpo humano, pero ya está claro que regula la función intestinal e influye en la absorción de otros compuestos químicos. Además, la fibra dietética reduce el riesgo de diabetes.

Alimentos que contienen monosacáridos y polisacáridos

El consumo de alimentos ricos en carbohidratos normaliza los efectos de las grasas y las proteínas en el organismo. Mientras que los carbohidratos son la principal fuente de energía, su carencia hará que el cuerpo descomponga las grasas y las proteínas para obtener energía.

Alimentos con mayor contenido en monosacáridos: zanahorias, sandía, manzanas frescas, ciruelas pasas, sultanas, albaricoques, dátiles, escaramujos, uvas y miel.

Alimentos que contienen polisacáridos: calabaza, remolacha, patatas, maíz hervido, pasta de trigo duro, guisantes, pan integral, copos de avena, trigo sarraceno y arroz. Estos alimentos son de larga digestión pero no contienen grasa y son buenos para hacer dieta.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.